Las cruces de piedra del Via Crucis de Montejurra fueron instaladas en 1954 y la décima estación sería dedicada a los Tercios de Requetés de Nuestra Señora de Montserrat (catalán), de los Desamparados (valenciano) y de Covadonga (asturiano).

En el nº 25 de la revista Montejurra, en 1967, Francisco López Sanz publicó un trabajo titulado “Los Tercios y las Cruces de Montejurra, la montaña sagrada de la Tradición”, del cual procede el siguiente fragmento referente a la décima estación:

Señora de Montserrat,

Moreneta catalana,

y de los Desamparados

de la tierra valenciana,

que con la de Covadonga,

Reina de la astur montaña,

son los nombres de los Tercios

que, entre matojos y jaras,

tenemos en la Cruz décima

en esta fuerte escalada

del Montejurra, brioso,

que en su cima nos aguarda

cubierto con boina roja

de una alegre muchachada

que subió, y arriba espera

y es del Carlismo esperanza.

Requetés, con estos nombres

de sabor y fe mariana,

que la sangre y vida dieron

en la heroica Cruzada,

ante su cruz, descubiertos

de nuestra boina encarnada,

rezamos. Después seguimos

la piadosa Romería:

Anuncios